viernes, 1 de mayo de 2009

De ratas y Disney


Escribiendo desde el avión que me lleva de regreso a mi querida Ciudad de México, donde la semana pasada ocurrieron eventos tan caóticos como la llegada de Obama (los simples mortales sufrimos el tráfico), vengo feliz después de un gran viaje a Los Ángeles que de un motivo inicial meramente laboral terminó en otro muy divertido e informativo.


El viaje estaba previsto para entrevistar a Jerry Bruckheimer y ver varios adelantos de la película G-Force, la primera que el productor de famosas cintas como Piratas del Caribe o series como CSI decide dedicar al público meramente infantil.


La trama es sencilla: un escuadrón de conejillos de indias superdotados que pertenecen al Servicio Secreto estadounidense que tienen la misión de salvar el mundo. La primera película de Disney donde incluye tanto personajes animados como live-action que lanzará en el formato de moda: 3D (preparen los lentes).


Si, perfectamente es una fórmula más que vendida en muchas películas infantiles. Sin embargo, lo que destaca de la película es la calidad de animación que tienen los personajes. Es muy complicado llevar la animación a la pantalla con personajes humanos sin que se distingan a qué mundo pertenece cada uno: esta cinta logra mezclarlos con un muy buen resultado.


Sin ver más allá de 20 minutos en total, no me aventuro a dar mi veredicto final. El cast en inglés que prestó sus voces incluye famosos actores como a la española ganadora del Óscar Penélope Cruz, quien cambia totalmente el acento y hace un buen trabajo.


Aprovechando este viaje, mi querido amigo Jorge y yo nos fuimos tempranito a Anaheim, California, para subirnos las atracciones más divertidas de Disney Parks. Me encanta ir con él porque ¡nos divertimos como niños chiquitos! Andábamos caminando por ahí, tomando una deliciosa margarita, cuando me encontré con esto que quiero adelantarles:




Ahí les va toda la historia:


En un inicio, Disney California Adventure fue un tributo de Walt Disney al estado de California. Desde la entrada hay varios elementos representativos del estado que han estado ahí por varias décadas. Un equipo nuevo de creativos (a quienes, por supuesto, John Lasseter supervisa), idearon por algún tiempo cómo poder aprovechar el espacio del parque en nuevas, divertidas y fantásticas atracciones para sorprender a todos.


Durante los siguientes tres años, este parque de Disney entrará en proceso de "remodelación" para cambiar totalmente su imagen. Aquí van algunos cambios:


- Cars tendrá su propia atracción, la cual promete estar increíble. Se dividirá dentro en tres más, donde podremos echar carreritas con McQueen y sus veloces compañeros.

- The Little Mermaid también tendrá su propia atracción. En un pequeño submarino, bajaremos al fondo del mar para conocer de cerca el mundo de Ariel lleno de sirenas, peces y cangrejos. La maqueta está realmente espectacular, pero nos dejaron con la duda de si en verdad estará bajo el agua (mi apuesta es que sí) o sólo será un trabajo excelente de efectos especiales.

- Disney y su actual show de fuentes se queda corto con respecto al que se está construyendo en la remodelación del parque. Se llamará "World of color" en el cual, con una estructura totalmente nueva, harán una nueva demostración del por qué Disney es quién es (y créanme, la sola maqueta es impactante).


Yo creo que mi gusto por este tipo de diversión mucho tiene que ver que a Jorge le apasiona este lugar (ya le dije que lo voy a rentar para tours, ja!), pero me encanta venir y aún cuando ya no soy tan niña, aquí puedo seguirme maravillando con todas las creaciones del parque.


Qué gran legado dejó Disney.